Las sopas y cremas frías perfectas para el verano


Las sopas y cremas frías perfectas para el verano

Las sopas son unos de los primeros platos estrella de cualquier menú, sin embargo no siempre tienen por qué ser calientes. Las sopas frías se han convertido en una deliciosa forma de tomar sopa con sabores extraordinarios. Con la llegada del verano no tenemos que renunciar a los primeros platos y a las sopas muchísimo menos, por eso las sopas frías se convierten en el perfecto aliado para ir abriendo boca.

Fuente de vitaminas y antioxidantes, las cremas y sopas frías son una opción ideal para seguir una dieta sana y equilibrada durante el verano ya que, además de ligeras, nos pueden ayudar a mantenernos hidratados y nutridos en los días más calurosos.

Además, las cremas y sopas frías son una manera sencilla de incorporar las verduras y frutas a nuestra rutina alimentaria. Muy sencillas de elaborar, permiten mezclar diferentes ingredientes en su elaboración: verduras, hortalizas frescas, frutas, leche, huevos…. Lo que está claro es que, cuantos más ingredientes empleemos, más nutritiva será.

Al estar compuestas en su mayor parte por agua (no sólo por la que utilizamos para su preparación, sino también por la contenida en los vegetales), nos ayudan a estar perfectamente hidratados y a mantener la temperatura corporal, algo muy importante en esta época del año. Es por eso también que es una bebida veraniega muy recomendable para personas mayores o niños que requieren de una mayor hidratación.

El salmorejo es una crema fría tradicional de la cocina andaluza, concretamente de la zona de Córdoba. Esta receta es refrescante, fácil de preparar y económica. También puedes probar las recetas de salmorejo dos colores, salmorejo cordobés o salmorejo de fresas y piquillos.

El famoso gazpacho, refrescante y deliciosa sopa fría de tomate especialmente para el verano, los amantes del gazpacho pueden disfrutar con la gran variedad de recetas que existen y el sinfín de maneras de prepararlo.

La vichyssoise es una crema elaborada con puerro, patata, cebolla, leche y nata. Se sirve muy fría en un plato hondo o cuenco.

Aunque el salmorejo, el gazpacho, el ajoblanco o la vichyssoise, son las más populares, existen un sinfín de cremas frías para amenizar nuestros menús durante los meses de verano.

Hay 1 comentario

Add yours